Botón Messenger
Inicio Blog Protegé financieramente a tu familia con una póliza de vida

Protegé financieramente a tu familia con una póliza de vida

Los eventos desafortunados, como muerte o accidente, no solo desequilibra a una familia emocionalmente, sino también resulta un gran golpe económico en muchos casos, por lo que garantizar un capital para ayudarlos a cubrir eventuales gastos es un asunto que vale la pena considerar.

La póliza de vida o seguro de vida es, en términos sencillos, un contrato entre una compañía aseguradora y una persona, por medio del cual la empresa de seguros se compromete a pagar una cantidad estipulada a los beneficiarios del titular de la póliza, en caso de que este último fallezca o sufra alguna invalidez permanente.

De esta forma, es posible proteger financieramente a los familiares: que pueden ser hijos, parejas, sobrinos, etc. en caso de que el titular o la titular ya no estén o queden incapacitados para aportarles recursos económicos. Así también, es importante mencionar que las pólizas de vida no solo se comprometen a cubrir a las personas ante esos escenarios, sino también pueden llegar a cubrir los gastos de enfermedades graves.

Aquí te dejamos las cuatro razones para contratar un seguro de vida

1. Los familiares estarán protegidos: En el supuesto caso de que el principal aportante económico de la familia llegara a faltar, los familiares de este tendrán un respaldo financiero para cubrir los gastos que surjan ante la ausencia del titular del seguro

2. Te dan cobertura en caso de accidente o enfermedad que te impida trabajar. La idea más común sobre los seguros de vida, es que ese capital solo se podrá cobrar cuando uno fallezca; sin embargo, estos tipos de seguros también cuentan con una cobertura en caso de que sufras algún accidente o enfermedad que te impida trabajar.

3. Cobertura de gastos imprevistos: Aunque tu familia cuente con buena economía, si llegaras a faltar, este seguro los ayudaría a solventar otros gastos imprevistos que surgen a raíz del fallecimiento, como pueden ser los gastos funerarios o los impuestos por sucesión.

4. Es una necesidad: Hace mucho contar con una póliza de vida dejó de ser un lujo, ahora más que nunca se ha convertido en una necesidad, ya que de alguna forma todos estamos expuestos a ciertos riesgos, por lo que asegurar a tus seres queridos es una buena manera de mitigar el desbalance familiar que puede surgir ante eventos inesperados.

Ahora que estás mejor informado/a de los beneficios y el alcance del seguro de vida, sería bueno que te plantearas contratarlo en un futuro próximo; puesto que, como mencionábamos más arriba, todos estamos inevitablemente sometidos a ciertos riesgos como enfermedades, accidentes, pandemias, etc.


Compartir